...me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos. (Judas 1:3)
Contacto
Propósito
Autor
Inicio




Puedes escuchar este material en audio utilizando este control





Para visualizar este documento en formato PDF, haga clic en la siguiente imagen





Participa de nuestro foro de charlas bíblicas, y debates teológicos





Utilice la mejor herramienta para el análisis y estudio de las escrituras





Visualice temario de nuestra web



Jesucristo es un hombre: en busca de la verdadera cristología

por Leonardo Betetto


LA TRINIDAD: FALSA CRISTOLOGÍA Y FALSA TEOLOGÍA

En los ambientes cristianos mayoritarios, tanto católicos, como los llamados "evangélicos", hay una doctrina predominante, y es que hay que creer que "Jesús es D-os".

A un evangélico oí decir una vez, cuando hablaba de los Testigos de Jehová:

¡Han hecho a Cristo solamente a alguien algo mayor a un hombre!

Desde luego, dicho evangélico creía que Jesús es Elohim, es decir, era un creyente en la Santísima Trinidad, doctrina que establece que hay un Elohim que son tres personas: El Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo. Que cada una es Elohim, pero distinta persona. Que estas tres personas compartirían una misma sustancia divina.

Para ver más sobre la doctrina de la Trinidad, sírvase visitar en nuestra web:

www.debarim.org/trinidad.htm

Ahora yo les propongo:

¡Jesús es un hombre, y bendita sea la hora en que lo es!

¿Por qué esto?

JESUCRISTO HOMBRE

Veamos un poco las escrituras, donde se anuncia el evangelio:

Hechos 2:22 - "Varones israelitas, oíd estas palabras: Jesús nazareno, varón aprobado por Elohim entre vosotros con las maravillas, prodigios y señales que Elohim hizo entre vosotros por medio de él, como vosotros mismos sabéis."

Y es aquí mis amigos donde radica la riqueza, y el valor que tiene el evangelio:

1. Que Jesús fue un VARÓN aprobado por Elohim.
2. Que Elohim hizo señales, prodigios, y maravillas por medio de él.

En la primera declaración consta con una claridad meridiana que el Cristo es un varón; es desde donde parte el anuncio del evangelio a los israelitas que allí estaban presentes. Lo primero que ellos recibieron como evangelio fue entonces que el es un VARÓN; y un varón en este caso es un hombre. No deja de ser sorprendente que un apóstol, al predicar el evangelio a sus compatriotas, hiciera notar ante todo que Jesús es un hombre; jamás hizo una declaración típica del Cristianismo oficial, como que: Jesús es Elohim; tal cosa no la mencionó para nada Pedro en su predica.

¿La inmensa riqueza que hay en ese hombre? Pues que fue aprobado por Elohim. El evangelio del Cristo salva precisamente porque Jesús fue un varón que tuvo el visto bueno de Elohim para cumplir con una misión. Es donde Elohim pone su mirada, y sus objetivos, donde se posiciona una inmensa riqueza para el hombre, no en los inventos humanos. El pensar que Jesús es Elohim mismo puede resultar atractivo para alguien que busca un ídolo a quien darle culto igual que al Padre, pero no es un requerimiento de Elohim. Elohim puede establecer como pago por nuestros pecados lo que El Mismo quiera, no hace falta hacer a Jesucristo igual al Padre para que tal acto sea válido, sino que todo lo contrario, se estaría invalidando lo que el mismo Cristo enseña.

El encargado de llevar el evangelio a los gentiles dice:

1 Timoteo 2:5 - "Porque hay un solo Elohim, y un solo mediador entre Elohim y los hombres, Jesucristo hombre."

Jesús es nuestro Mesías Sumo Sacerdote, y tal condición se aplica a un hombre, tal como dice Pablo a Timoteo. También el mismo hace la comparación entre lo que era, y sucedió con el primer hombre, Adán, y lo que es, y sucede con el postrer Adán, es decir, el postrer hombre:

Romanos 5:12-15 - "Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron. Pues antes de la ley, había pecado en el mundo; pero donde no hay ley, no se inculpa de pecado. No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en los que no pecaron a la manera de la transgresión de Adán, el cual es figura del que había de venir. Pero el don no fue como la transgresión; porque si por la transgresión de aquel uno murieron los muchos, abundaron mucho más para los muchos la gracia y el don de Elohim por la gracia de un hombre, Jesucristo."

Veamos, porque aquí hay una gran verdad que lleva a la salvación eterna: el pecado entró al mundo por un hombre, y así todos fueron constituidos pecadores, de modo que el pecado, a su vez, fue quitado del mundo por otro hombre, por quién todos son constituidos justos.

Recordemos que en este caso Adán es del hebreo: Adam, que significa hombre, o humano.

Isaías lo dice así:

Isaías 53:3 - "Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos."

¿Vemos aquí tan preciosa y grande realidad? Evidentemente el enemigo espiritual no quiere que usted se entere, y crea que Jesús es un hombre, de modo que por un lado se aleje del evangelio, y por otro lado le de culto a un varón, cosa que es cabalmente idolatría, como anticipamos.

Si por un hombre todos pecaron, entonces por otro hombre todos dejan de serlo. Si el varón por el cual se quita el pecado del mundo ya no es un hombre, un ser humano en su totalidad, entonces el plan de la redención eterna es una realidad omitida, un proceso inválido, algo falaz.

CONSTITUIDO UN ELOHIM (Di-s)

Y es aquí donde tenemos que formularnos la pregunta en base al punto #2, esto es, cómo fue que Jesús venció sobre el pecado, y pudo hacer las señales y maravillas que hizo: porque YHWH (Yihwéh: El -que- Estará) estuvo con él, no porque fuera Elohim.

Juan 3:1-2 - "Había un hombre de los fariseos que se llamaba Nicodemo, un principal entre los judíos. Este vino a Jesús de noche, y le dijo: Rabí, sabemos que has venido de Elohim como maestro; porque nadie puede hacer estas señales que tú haces, si no está Elohim con él."

Jesús es un Rabí, lo cual confirma nuevamente su condición de hombre, pues un rabí no puede ser un hombre-Elohim, como muchos dicen.

¿Cómo se canaliza esto, es decir, que Elohim está con una persona? Por el mismo espíritu de Elohim, o espíritu santo.

Ap. 3:1 - "Escribe al ángel de la iglesia en Sardis: El que tiene los siete espíritus de Elohim..."

Y la presencia de la totalidad de los espíritus de Elohim en Jesús, lo seguimos viendo en el mismo libro del Apocalipsis:

...5:6 - "Y miré, y vi que en medio del trono y de los cuatro seres vivientes, y en medio de los ancianos, estaba en pie un Cordero como inmolado, que tenía siete cuernos, y siete ojos, los cuales son los siete espíritus de Elohim enviados por toda la tierra."

El espíritu santo, espíritu de Elohim, o los siete espíritus de Elohim, como en el libro los menciona, moran en su totalidad en el Cordero, que es Jesús, de modo que esto lo embiste de poder, o el hecho que Elohim esté con él.

También hay otra forma de hacer referencia a los portentos y milagros, que es mencionar al poder o espíritu de Elohim como: "el Dedo de Elohim":

Éxodo 8:19 - "Entonces los hechiceros dijeron a Faraón: Dedo de Elohim es éste. Mas el corazón de Faraón se endureció, y no los escuchó, como YHWH lo había dicho."

Lucas 11:20 - "Mas si por el dedo de Elohim echo yo fuera los demonios, ciertamente el reino de Elohim ha llegado a vosotros."

El dedo de Elohim, o poder de Elohim se manifestó por dos hombres: Moisés y Jesús. ¿Qué fue Moisés? Moisés fue constituido un Elohim:

Éxodo 7:1 - "YHWH dijo a Moisés: Mira, yo te he constituido un Elohim para Faraón, y tu hermano Aarón será tu profeta."

Que la versión Reina Valera 1960 lo traduce en minúsculas, y sin la palabra "un", no así otras versiones. Es decir, el ser constituido un Elohim (del hebreo: Elohim), es algo que el Padre organiza por medio de Su poder, y siendo Jesús embestido con la totalidad del espíritu de Elohim, y haciendo maravillas y prodigios por medio del dedo de Elohim, como fue Moisés, sin lugar a dudas Jesús también es un Elohim:

¡Pero jamás Elohim como el Padre, o un hombre-Elohim, como dicen muchos!

Moisés fue un Elohim, y fue un hombre, solo que un hombre dotado de poder. De igual manera Jesús, siendo el santificado enviado al mundo, con tan digno cometido como es la salvación de los pecados, también es con todas las de la ley un Elohim.

Estos hombres son Elohim porque tienen poder, y el título consiguiente que les da el único Elohim verdadero, no porque sean de una sustancia igual al Padre.

El hecho de ser un Elohim según el concepto bíblico difiere bastante de la mitología, donde se establece que los hombres no son enteramente tales, sino seres divinos; mucho más parecido al concepto cristiano actual y mayoritario de la unión de las sustancias humana y divina. Una ojeada a los mitos paganos deja en claro este concepto, que difiere del bíblico. Por eso dice la escritura que los hombres apartarían de la verdad el oído, y se volverían a las fábulas (2 Tim. 4:4).

En el Concilio de Nicea, muy lejos ya de los apóstoles del Señor, recién en el año 325 de nuestra era, se introduce este concepto de la "sustancia":

Credo del Concilio de Nicea: "Creemos en un solo Elohim, Padre todopoderoso, creador de todas las cosas visibles e invisibles; y en un solo Señor Jesucristo, el Hijo de Elohim; unigénito nacido del Padre, es decir, de la sustancia del Padre; Elohim de Elohim, luz de luz, Elohim verdadero de Elohim verdadero..."

TODOS LOS NACIDOS DE NUEVO PARTICIPAN DE LA NATURALEZA DIVINA

El mismo apóstol Pedro nos dice las siguientes sorprendentes y reveladoras palabras:

2 Pedro 1:4 - "por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina..."

Es decir, los creyentes participan de lo mismo que Jesús:

1. Limpieza de todo pecado: hecho perfecto por Jesús (Heb. 10:14).
2. Nuevo nacimiento en el agua y el espíritu (Juan 3:5).
3. El espíritu de Elohim mora en el creyente (Rom. 8:9).
4. El creyente resucitará de los muertos (Juan 6:54).

Y esta es una costumbre del catolicismo romano, esto es, bajar de nivel al creyente, y subir de nivel al Cristo, contradiciendo la misma Biblia. De modo que el concepto católico de sustancia no es el mismo que el concepto bíblico de naturaleza divina, a la vista queda.

ALGUNOS CONTRA ARGUMENTOS

1. La carta a los hebreos dice que el hombre es inferior a los ángeles, y que a su vez Jesús es superior a los ángeles, ¿Cómo puede ser entonces que sea solo un hombre?

Veamos el pasaje:

Hebreos 1:4 - "hecho tanto superior a los ángeles, cuanto heredó más excelente nombre que ellos."

¿Se ve? Jesús es quien es porque ha heredado un nombre que es sobre todo nombre que se nombra, y ante quien se tiene que doblar toda rodilla, y dar homenaje, honor, y alabanza (Filipenses 2:10). Pero de ninguna manera le hace a Jesús Elohim mismo, o de un ser híbrido Elohim-hombre. Por tanto los cristianos de las religiones católica y evangélica han estado predicando a un falso Cristo, y un falso evangelio.

2. Jesús antes de ser hombre tenía la forma de Elohim:

La carta a los Filipenses dice lo siguiente, para lo cual Reina Valera 1960 ha traducido:

Fil. 2:6 - "el cual, siendo en forma de Elohim, no estimó el ser igual a Elohim como cosa a que aferrarse."

Cuya traducción es tendenciosa, pues en el texto griego no se puede poner el "un", sino que debemos agregarlo, tal cual vimos en el hebreo para Éxodo 7:1. Así son tales idiomas.

Entonces tendríamos:

"El cual siendo en forma de un Elohim, no estimó el ser igual a un Elohim como cosa a que aferrarse."

¿Cuál es la forma de un Elohim? Aquí no estamos hablando de ser constituido un Elohim a un hombre, sino de una forma glorificada y celestial, condición que Jesús recuperó luego de resucitar. Pero no obstante así, podemos afirmar que continúa siendo un hombre, solo que con un cuerpo glorificado. De hecho, los mismos ángeles son llamados como "varones", tal cual vemos en el caso de los ángeles que aparecieron a Abraham (Gn. 19:16).

Al respecto sírvase consultar en nuestra web: www.debarim.org/juan11.htm

3. Jesús fue engendrado por el espíritu santo, de modo que no es un hombre:

En efecto, el poder del Altísimo vino sobre María para que concibiera, pero esto fue con el material genético de un hombre (José), y de una mujer, la susodicha, de modo que el ser nacido fue: "El Hijo del Hombre" (Mt. 8:20, 9:6; etc.).

Si Jesús no fuera hijo biológico de José, no solo no sería un hombre, o el hijo del hombre, sino que tampoco calificaría como Cristo, por no ser en consecuencia hijo de David.

Al respecto sírvase consultar en nuestra web: www.debarim.org/jose.htm

4. Pero Jesús es el Hijo de Elohim, de modo que es Elohim:

Los mismos judíos incrédulos lo acusaban de hacerse un Elohim por declarar que era hijo de Elohim (Juan 10:33).

Esto está aclarado en:

Salmo 82:6 - "Yo dije: Vosotros sois Elohim, y todos vosotros hijos del Altísimo."  

Respecto a ello Jesús dice además:

Juan 10:34-36 - "Jesús les respondió: ¿No está escrito en vuestra ley: Yo dije, Elohim sois? Si llamó Elohim a aquellos a quienes vino la palabra de Elohim (y la Escritura no puede ser quebrantada), ¿al que el Padre santificó y envió al mundo, vosotros decís: Tú blasfemas, porque dije: Hijo de Elohim soy?"

Nótese que él jamás declaró que era Elohim, sino que Elohim el Padre le había santificado y enviado al mundo, lo cual confirma que es un varón aprobado por Elohim (Hechos 2:22), no Elohim mismo. También ser designado Cristo o Mesías trae aparejado el título de Hijo de Elohim, como vemos en ambos testamentos (2 S. 7:14; Hebreos 1:5).

Al respecto, sírvase consultar en nuestra web: www.debarim.org/trinidad.htm

5. La escritura dice que Elohim fue manifestado en carne, tal es entonces, que Jesús es Elohim Mismo:

1 Timoteo 3:16 - "E indiscutiblemente, grande es el misterio de la piedad: Elohim fue manifestado en carne..."

Que Elohim se haya manifestado en carne sugiere que Elohim tiene como imagen a Jesús para darse a conocer.

Otra escritura nos dice:

Col. 1:15 - "El es la imagen del Elohim invisible..."

Pero si es la imagen del Elohim invisible no puede ser nunca el Elohim, lo cual concuerda perfectamente con Juan 1:1, que nos dice desde el griego que la palabra estaba en el principio con EL Elohim. Jesús es la palabra de YHWH, de modo que no es YHWH, sino que como palabra que es, esto se traduce en una imagen visible del Elohim verdadero. En otras palabras, Jesús es aquel hombre que nos refleja la totalidad de lo que nos dice el Elohim único, y Sus siete espíritus, como ya vimos.

Esto nos lo revela él mismo por medio de sus palabras:

Juan 10:38 - "Mas si las hago, aunque no me creáis a mí, creed a las obras, para que conozcáis y creáis que el Padre está en mí, y yo en el Padre."

O dicho de otra forma:

Col. 2:9 - "Porque en él habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad."

Nótese que el no es la Deidad, es decir, no es el Elohim, o el Padre, sino que el Padre está en él, razón por la cual es lo mismo decir que es la imagen de ese Elohim único que nadie ha visto jamás:

Juan 1:18 - "A Elohim nadie le vio jamás; el unigénito Hijo, que está en el seno del Padre, él le ha dado a conocer."

Y que el no es el Elohim verdadero, lo declara el mismo:

Juan 17:3 - "Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Elohim verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado."

Nótese por favor que Jesús se asigna a si mismo el rol de enviado, y declara que el único Elohim verdadero el Padre, lo cual refuta la falsa doctrina de la Santísima Trinidad.

6. 1 Juan 5:20 nos dice que el Elohim verdadero es Jesucristo.

1 Jn. 5:20 - "Pero sabemos que el Hijo de Elohim ha venido, y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Elohim, y la vida eterna."

El pasaje no nos está dando como identidad del Hijo, que sea el Elohim verdadero. El pasaje nos está comentando lo mismo que hemos visto en los puntos anteriores, esto es, que estar en el Hijo es el Elohim verdadero, pues el Hijo es quien le ha dado a conocer (Jn. 1:18).

La noción de estar en Cristo ya es usada también por Pablo:

2 Cor. 5:17 - "De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es..."

Pero, de nuevo, estar en Cristo es el verdadero Elohim, ya que el está en el Padre, y el Padre está en él. No porque sean una misma identidad, sino porque, como ya vimos, el es la imagen de ese Elohim verdadero invisible.





(c) 2017 Leonardo Betetto / Debarim - Dedicado a: YIHWEH Tzebaot
http://debarim.org