...me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos. (Judas 1:3)
Contacto
Propósito
Autor
Inicio




Puedes escuchar este material en audio utilizando este control





Para visualizar este documento en formato PDF, haga clic en la siguiente imagen





Participa de nuestro foro de charlas bíblicas, y debates teológicos





Utilice la mejor herramienta para el análisis y estudio de las escrituras





Visualice temario de nuestra web



El día de reposo no es el Domingo, sino el Sábado o Shabbat

por Leonardo Betetto


En la Biblia el santo día de reposo establecido es el Shabat o Sábado, no el Domingo. No obstante el espíritu declaró oportunamente, que en los tiempos venideros a los apóstoles, algunos apostatarían de la fe, siguiendo a espíritus engañadores y doctrinas de demonios (1 Tim. 4:1). Así es, los católicos y evangélicos adoran en el día Domingo, alegando erróneamente que el día de culto fue cambiado en el Nuevo Testamento.

La doctrina católica sobre el Domingo

Dice el Catecismo Católico:

CIC #1166 - "El día del Señor, el día de la Resurrección, el día de los cristianos, es nuestro día. Por eso es llamado día del Señor: porque es en este día cuando el Señor subió victorioso junto al Padre. Si los paganos lo llaman día del sol, también lo hacemos con gusto; porque hoy ha amanecido la luz del mundo, hoy ha aparecido el sol de justicia cuyos rayos traen la salvación..."

Ellos mismos lo reconocen, el Domingo es el día del sol, no el día de reposo ordenado en las escrituras, muy claramente:

Shemot/Éx. 20:8-11 - "Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día es reposo para YHWH tu Elohim; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo YHWH los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, YHWH bendijo el día de reposo y lo santificó."

Recordemos que para muchos cristianos el Nuevo Testamento es un nuevo tratado de fe y doctrina, y pierden todo cuidado de interpretar doctrinas contrarias al Antiguo Testamento; algo así como si el nuevo tratado les daría una nueva doctrina, o modificaría las anteriores. El Nuevo Testamento completa al Antiguo, no lo reemplaza o modifica. Tal como se dieron cuenta los Adventistas del Séptimo Día y alguno que otro, el día de reposo bíblico jamás fue cambiado ni lo será.

Jesús no cambió el día de reposo

Tal es que Yeshúa dice:

Mattityahu/Mt. 5:17-19 - "No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para cumplir. Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido. De manera que cualquiera que quebrante uno de estos mandamientos muy pequeños, y así enseñe a los hombres, muy pequeño será llamado en el reino de los cielos; mas cualquiera que los haga y los enseñe, éste será llamado grande en el reino de los cielos."

Está muy claro: Yeshúa no nos enseña a apostatar de la ley o Torah, tal como muchos tienen por costumbre interpretar de él, sino que por el contrario, es una fuente muy grande de motivación para cumplir con los mandamientos.

Es cierto que el Shabat fue dado como señal al pueblo de Israel, pero no olvidemos que todos los mandamientos fueron dados al pueblo de Israel (Éx. 15:26). El cristianismo oficial enseña que hay que cumplir con los diez mandamientos, pero entonces con más razón no pueden perder de vista que se trata de mandamientos dados a la nación de Israel. Ni los cristianos del siglo 1, 2, 3... ó los recientes han recibido nuevos mandamientos, sino que estos ya estaban escritos, pues fueron dados a los judíos, y figuran en su totalidad en el Antiguo Testamento.

Los católicos y evangélicos alegan una serie de pasajes bíblicos, y si se quiere "motivos" por los cuales han cambiado el día de adoración y culto por el Domingo; no obstante, según muchos de ellos mismos lo reconocen, no hay ninguno que enseñe a instituir el Domingo, ni menos aún que éste haya reemplazado al Shabat.

La apostasía cristiana cambió el sábado por el domingo

¿De dónde surge entonces este cambio? Fue recién en el siglo IV, cuando Constantino "se convirtió" al cristianismo cuando se producen una serie de cambios en los tiempos y la ley para los cristianos. Tal es así, que en el 321 Constantino instituye una nueva fecha para la Pascua Cristiana, y también el día del sol como día de culto. Los cristianos que adoran en Domingo no están por tanto siendo obedientes a la ley que apoyó y cumplió Yeshúa, sino a un decreto de un emperador romano que no quería parecerse en nada a los judíos. Pero esta obsesión de no querer tener nada en común con los judíos les llevó a oficializar la apostasía dentro del Cristianismo, que desde ese momento adquirió un empuje imperial, pero se dejó pegado el culto al sol. La oficialización tuvo su costo en materia de pureza doctrinal.

Los que guardan el Domingo, suelen argumentar que el día éste es guardado por la importancia que tuvo oportunamente, pues en él resucitó Yeshúa. Este argumento de ninguna manera es motivo suficiente para adoptarlo como día especial de culto, y menos que menos que reemplace al Shabat bíblico.

Los argumentos presentados a su favor son los siguientes:

Argumentos presentados en favor del domingo

"Juan estaba en el espíritu en el Día del Señor."

El pasaje del Apocalipsis dice:

Ap. 1:10 - "Yo estaba en el Espíritu en el día del Señor, y oí detrás de mí una gran voz como de trompeta..." (Reina Valera 1960).

Algunas versiones van más allá, y dicen directamente:

..."Yo fuí en el Espíritu en día de Domingo..." (Reina Valera 1865)

Pero... ¿cuál es el Día del Señor en la Biblia? En el Antiguo Testamento es mencionado como el Día de YHWH (Yihwéh: El -que- Estará), pues no olvidemos que la sustitución del santo nombre de YHWH por "Señor" se dio después en las traducciones, sobre todo del Nuevo Testamento.

Las menciones al Día del Señor en la Biblia son referencias constantes al día abrasador del juicio (Ez. 30:3; Hch. 2:20; 1 Cor. 5:5); de modo que la interpretación del Día del Señor en el Apocalipsis no debe ser sacada del contexto. En la revelación profética, es común para los que reciben profecía ser llevado en el espíritu a un determinado momento, tal como acontece al mismo profeta Yejetzkel/Ezequiel, cuando es llevado en el espíritu de YHWH a un valle de huesos secos (Ez. 37:1).

"El apóstol Pablo se reúne el primer día de la semana para partir el pan."

Para tal afirmación se basan en una tendenciosa y falsa traducción del pasaje del Libro de los Hechos.

Hch. 20:7 - "El primer día de la semana, reunidos los discípulos para partir el pan..."

A simple vista pareciera que la iglesia primitiva se reunía en Domingo para la Cena del Señor. Pero el texto en griego no dice "primer día de la semana" sino que dice:

"En dé teé miá toón sabbátoon..." (En el uno de los sábados...)

Y aquí muy claramente hace mención al sábaton, el cual es el día de reposo bíblico, no el primer día de la semana, o Domingo.

Y es por ello que otras versiones mas honestas vierten:

"Y el primero de los sábados..." (Reina Valera 2000; Versión Antigua).

Que la mayoría de las versiones ponen como primer día de la semana, por interpretar que dicho día es el Domingo. Es decir, traducen según una interpretación de ellos, no lo que dice el texto en griego. De hecho, dice que Shaúl/Pablo partiría al siguiente día, esto es, el Domingo, lo cual no cuadra con ser dicho día el reposo nuevo establecido, como muchos dicen.

Ni siquiera la Vulgata Latina se permitió traducir como han hecho muchas versiones, la cual traduce:

"in una autem sabbati..."

"Jesucristo quebrantó el sábado, por tanto lo abolió."

Esto es falso, pues lo que hizo Jesús fue precisamente interpretar bien el concepto de reposo bíblico, dando indicaciones que ese día es lícito hacer el bien:

Lc. 6:9 - "Entonces Jesús les dijo: Os preguntaré una cosa: ¿Es lícito en día de reposo hacer bien, o hacer mal? ¿salvar la vida, o quitarla?"

Y la discusión, como se ve, es si era lícito sanar en sábado, no si es lícito el sábado.

"El Nuevo Testamento dice que cada primer día de semana cada uno separe algo." 

En 1 Cor. 16:2 Pablo habla sobre la ofrenda para los santos y los donativos, indicando que cada uno ponga cada primer día de semana, aparte, algo según haya sido prosperado, pero esto no es hacer del Domingo el día de reposo, ni menos la institución del reemplazo del sábado bíblico. Sencillamente es el día que cada uno inicia las actividades, de modo que ese día se designó para apartar algo para ofrendar.

"Pablo dice que nadie nos engañe con el día de reposo."

Aunque parezca increíble, muchos usan el pasaje siguiente para abolir el sábado bíblico, dando lugar al sábado pagano:

Col. 2:16 - "Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, o en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo."

Pero Pablo no está hablando de que tratarán de imponernos festividades bíblicas, de modo que debemos cuidar de que no nos juzguen, antes bien, nadie puede juzgarnos como creyentes de la bíblica precisamente por guardar sábados bíblicos.

"Pentecostes es el primer día de la semana, por tanto es el Domingo un día importante en la Biblia."

Esto es cierto, pues el Yom Rishon/Primer día es festividad bíblica de Shavuot, pero esto no habilita a cambiar el día de reposo, pues Shavuot es un día más de los días festivos; así como vemos en la Torah o Ley:

Vayikrá/Lv. 23:3-16 - "Seis días se trabajará, mas el séptimo día será de reposo, santa convocación; ningún trabajo haréis; día de reposo es de YHWH en dondequiera que habitéis. Estas son las fiestas solemnes de YHWH, las convocaciones santas, a las cuales convocaréis en sus tiempos... Cuando hayáis entrado en la tierra que yo os doy, y seguéis su mies, traeréis al sacerdote una gavilla por primicia de los primeros frutos de vuestra siega. Y el sacerdote mecerá la gavilla delante de YHWH, para que seáis aceptos; el día siguiente del día de reposo la mecerá. Y contaréis desde el día que sigue al día de reposo, desde el día en que ofrecisteis la gavilla de la ofrenda mecida; siete semanas cumplidas serán. Hasta el día siguiente del séptimo día de reposo contaréis cincuenta días; entonces ofreceréis el nuevo grano a YHWH."

Como se puede ver, la institución de las ofrendas del primer día de semana (Domingo) en la semana de los panes inleudos, y luego en la cuenta de Pentecostés, tiene lugar con la institución del sábado o séptimo día, no se excluyen uno del otro. Es por tanto el Domingo un día festivo para Israel, en forma conjunta al Shabat semanal. Es decir, los días Domingo importantes en el Nuevo Testamento no sustituyen a otros días importantes, pues están dados todos como importantes, y es por eso que Pablo nos advierte que: "...nadie os juzgue en cuanto a días de fiesta, luna nueva, o día de reposo...". Los que hacen un uso retorcido de los mandamientos tiene esta penosa visión de los tratados bíblicos, es decir, que unos sustituyen a otros, y además mal utilizan las palabras del apóstol Pablo. Y es por eso que las mismas mujeres guardaron el sábado según testifica el Nuevo Testamento:

Lc. 23:56 - "Y vueltas, prepararon especias aromáticas y ungüentos; y descansaron el día de reposo, conforme al mandamiento."

Completar con el siguiente material de nuestra web:

www.debarim.org/laley.htm (Yeshúa no vino ni a abolir ni a desobedecer la ley).

www.debarim.org/shabat.htm (El Shabat o Sábado Bíblico).
 





(c) 2017 Leonardo Betetto / Debarim - Dedicado a: YIHWEH Tzebaot
http://debarim.org